Qué tiempos hay que poner en las secadoras de ropa según los tejidos

Secadora

Las secadoras, como bien sabéis, ahorran tiempo y esfuerzo, son de poco mantenimiento y te hacen la vida más fácil. Las secadoras son perfectas para tener tu ropa lista incluso en temporadas de lluvia y frio y, por supuesto, son una gran ventaja cuando necesitas secar tus prendas en pocos minutos.

Pero ¿te ha pasado que la secadora ha encogido alguna de tus prendas? o que ¿ha maltratado algunos de los tejidos? Esto es algo muy común y pasa debido a que estas máquinas tienen diferentes programas para cada tipo de tela, que normalmente no conoces.

Para esto, es importante regular las condiciones de secado en todos sus ciclos, para controlar el tiempo y la temperatura en cada proceso.

Sin importar dónde realices esta tarea, si es en tu casa o si lo haces en una una lavandería industrial como Lavado de Textiles, siempre debes tener en cuenta los tiempos adecuados para cada tipo de tejido, sobre todo cuando vas a secar piezas de tela sensible al calor.

Tipos de secado según el tipo de prenda

Para el proceso de secado, debes separar la ropa, al igual que cuando vamos a realizar el lavado.  Antes de poner las prendas en la secadora tienes que hacer dos tandas, o más, según la cantidad de piezas, la de color blanco y la que es de colores diferentes.

También es necesario identificar el tipo de tejido que vas a secar, si se trata de telas ligeras de secado rápido, o aquellas con tejidos más gruesos que requieren de un mayor tiempo o de una temperatura más alta.

De esta forma, la máquina hace un ciclo uniforme y por todos sus lados para la carga completa sin necesidad de dañar ninguna pieza y con el ciclo de programación adecuado.

Es importante no sobrecargar la secadora, esto produce elevados costes de energía que son innecesarios y el rendimiento del electrodoméstico disminuye, ya que las telas no se secan bien.

Los tiempos de cada ciclo son variables y van a depender de cada tejido y de la temperatura: temporizado caliente o frio.

A continuación puedes ver el tipo de secado más conveniente que debes aplicar para cada tejido:

 Tejidos de algodón

Las cargas máximas de la secadora para la ropa de algodón pueden tener un secado de 10 minutos con un temporizador en temperatura media. Es un tipo de tejido natural que se usa en mayor proporción, y que afortunadamente se seca rápido y resiste el calor.

En esta categoría entran las toallas, cortinas, sábanas, los vaqueros, las piezas de lino y las camisetas que son 100% algodón.

Piezas que son mix de algodón

Se trata de las prendas que contienen un porcentaje de algodón y otro de diferentes materiales, prácticamente la mayoría de la ropa es mix. Se utiliza un ciclo completo con un programa un poco más suave que el del algodón, con un menor grado de temperatura que puede variar de bajo a frío. El tiempo que requiere de secado es de 10 a 15 minutos.

Tejidos de lana

Son piezas muy suaves que tienden a encogerse con facilidad y el calor puede provocar daños en sus tejidos. Se secan muy rápido por lo que solo requieres ponerlas en la secadora por un tiempo de 5 minutos con un temperatura baja a fría para realizar el ciclo completo. Aquí se encuentran los jerseys, medias, ropita de bebés, etc.

Ropa sintética

Son aquellas que tienen un bajo contenido de algodón y por eso necesitan un mayor tiempo en el ciclo de secado pero con una temperatura muy baja, ya que su composición es sintética y no resiste calor como las telas orgánicas.

Pueden llegar a recalentarse fácilmente y hasta quemarse o deshacerse con el uso de la secadora. Son prendas de microfibras ligeras y resistentes al frisado, tienen fibras de poliéster, elaboradas con nylon y lycra.

Piezas rellenas o nórdicas

Estas son las que requieren un mayor tiempo de secado, con ciclos de hasta 30 minutos y un temporizador con temperatura media – alta, depende del tejido que tenga la cubierta.

Por lo que son prendas acolchadas, eliminar toda la humedad es difícil, siempre es recomendable que mires la etiqueta y verifiques en los símbolos del secado cuál es el programa más adecuado. En este tipo de textiles están los chalecos, las mantas, y toda la ropa de invierno.

Con terminaciones delicadas

Por último, en esta categoría están los vestidos de noche, trajes de fiesta y la mayoría de la ropa interior. En este caso no debes usar la secadora, ya que se trata de prendas que, por recomendación del fabricante, se deben secar al aire libre. Sus tramas son más sensibles que otras telas.

 

Ahora bien, nuestro principal objetivo es transmitir una buena imagen. Es uno de los objetivos más importantes y que influirá en la experiencia de nuestros clientes.

Desde Lavado de Textiles contamos con la maquinaria y los materiales necesarios para un correcto lavado de tus prendas. Por esto, es una excelente opción contratar un servicio de lavandería industrial.

Si tienes alguna duda, ponte en contacto con nuestra lavandería industrial profesional Lavado de Textiles. Si lo que buscas es buena calidad, nosotros te la garantizamos ¡Te ayudamos sin compromiso!